MARIA SHARAPOVA LA COMPETIDORA

UN CAMINO SINGULAR HACIA EL ÉXITO

"No soy la siguiente de nadie; soy la primera Maria Sharapova."

Antes de Maria Sharapova, a las jugadoras de tenis se las admiraba por su juego en la pista o por su belleza. Raramente una tenista reunía dosis extraordinarias de belleza, talento y determinación.

Pero Maria posee una combinación de belleza, gracia, potencia y glamour perfectamente equilibrada. Maria, una de las tenistas más completas y apasionantes de ambos circuitos (masculino y femenino), nuca se rinde y jamás cede ante la presión, por grande que esta sea.

...IGUAL QUE TAG HEUER

Maria Sharapova jamás deja de retarse a sí misma. Como TAG Heuer, siempre trata de superar sus propios límites y jamás cede ante la presión.
Empuñó su primera raqueta de tenis a los cuatro años. A los seis, la potencia y velocidad de su golpeo llamaron la atención de los mejores jugadores y entrenadores de Moscú. A los siete se trasladó a Florida, sin hablar una sola palabra de inglés. A los nueve ya dominaba el idioma y se ganó una plaza en una de las mejores academias de tenis del mundo...

A los 13 ganó su primer campeonato juvenil. A los 17, Wimbledon. Aún era casi una niña cuando saltó a la fama mundial, convirtiéndose en una estrella tanto de las páginas deportivas de los periódicos como de las revistas del corazón y de la moda. ¿Se hundiría ante la presión, como tantos niños prodigio antes que ella? Su respuesta consistió en convertirse con tan solo 18 años en la jugadora número uno del mundo y en campeona del Open de Estados Unidos a los 19. Una lesión en el hombro la apartó un tiempo de las pistas, pero logró rehacerse y recuperar su juego y su fortaleza para ganar el Open de Australia, su tercer Grand Slam. Tras este éxito se planteó su siguiente reto: la tierra batida. Siempre la más fuerte en pista rápida, perfeccionó su juego para adaptarlo a la tierra batida, aprendiendo a deslizarse y adquiriendo mayor velocidad, confianza y agilidad. Y justo entones sufrió una nueva lesión en el mismo hombro, que esta vez requería una intervención quirúrgica que podría apartarla definitivamente de las pistas. ¿Se hundiría esta vez? ¿Abandonaría? Volvió a responder entrando de nuevo en la lista de las 10 mejores tenistas de 2011 y conquistando al año siguiente el número uno con una impresionante victoria en la implacable tierra batida del Open de Francia, que le dio el pasaporte de entrada al club más selecto del mundo del tenis: el de los ganadores del Grand Slam en la carrera. Maria Sharapova, la atleta femenina mejor pagada del planeta, decidida a ser la mejor en todo lo que hace, es, como TAG Heuer, una rompedora de moldes que rechaza los límites y jamás cede ante la presión.

LEER MÁS

EMBAJADORES

TAG Heuer lleva más de 150 años superando con éxito todos los retos a los que se ha enfrentado. La Manufactura ha puesto en entredicho las convenciones tradicionales de la industria relojera suiza, lo que le ha permitido alcanzar los más altos niveles de precisión y rendimiento. Estableciendo sus propias reglas, escogiendo su propio camino sin dejar nunca de avanzar, sin realizar la menor concesión ni ceder jamás ante la presión, como sus embajadores.